Artículos

Feng shui: frivolidades energéticas a la moda

Una nación frívola demanda, y obtiene, supersticiones frívolas. nada hay más frívolo en estados unidos de américa que hollywood, y es en la capital mundial del cine donde florece como un hermoso capullo de frivolidad e ingenuidad humanas esa pintoresca pseudociencia conocida como feng shui (viento-agua).

Filosofía del Feng Shui

El Feng Shui está relacionado con la razonable noción de que hay que vivir con la naturaleza, y no en contra de ella, y eso beneficia tanto a los seres humanos como al medio ambiente. Un ambiente desagradable, sucio y lleno de símbolos de dolor, ruido y mala iluminación, nos va a corromper. Pero si nos rodeamos de belleza, música, armonía, bondad y varias expresiones de la dulzura de la vida, nos ennobleceremos y beneficiaremos. Nosotros y el medio ambiente. Todas estas condiciones pueden ser logradas en nuestras viviendas, oficinas, talleres y hasta en nuestros automóviles gracias a la intervención de buenos decoradores y diseñadores, que conocen bien los requerimientos de nuestros sentidos para poder encontrar un ambiente agradable y hasta productivo.

El problema es que, según el Feng Shui, las cosas van mas allá de la funcionalidad, la ergonomía, las proporciones armónicas de los objetos, la teoría de los colores, la acústica, el estudio del asoleamiento de los inmuebles y el comportamiento humano, que constituyen las bases del diseño moderno. Para el Feng Shui es necesario tomar en cuenta la presencia, en todo medio ambiente, de dos energías mágicas que sólo conocen los maestros del Feng Shui, el chi y el sha (energía “dura”, lo opuesto del chi), y que no pueden ser detectadas por ningún instrumento de medición desarrollado por la ciencia.

Intromisión del feng shui en el diseño arquitectónico. Obsérvese que la base cuadrada pronto se ramifica en partes triangulares, significando en feng shui emisiones de sha chi (energía negativa) para las construcciones vecinas. Edificio del Banco de China, Hong Kong.
Intromisión del feng shui en el diseño arquitectónico. Obsérvese que la base cuadrada pronto se ramifica en partes triangulares, significando en feng shui emisiones de sha chi (energía negativa) para las construcciones vecinas. Edificio del Banco de China, Hong Kong.

En su casa y en su oficina

Tales maestros, que cobran alrededor de 740 dólares la hora, pueden detectar con sus sensores metafísicos los flujos buenos y malos de energía mágica y proponer una decoración y un diseño de interiores de manera que a la persona no le afecten los flujos de “energía mala” y aprovechen los flujos de “energía buena”.

El Feng Shui se ha convertido en una especie de acupuntura arquitectónica. Los maestros se alquilan a un costo muy alto, y señalan dónde deben ir los baños; hacia dónde deben orientarse las entradas y salidas, dónde colgar espejo; qué habitación requiere plantas verdes, y hacia dónde debe apuntar la cabecera de la cama.

El Feng Shui se ha convertido en un tipo de decoración de interiores muy de moda en el mundo occidental, y sus expertos cobran buenas cantidades para decirle a personas como el magnate Donald Trump dónde abrir puertas y ventanas en sus edificios y casinos, y dónde colgar cuadros y macetas.

Señala el afamado arquitecto indonesio Sutrisno Murtiyoso, presidente del Instituto de Historia de la Arquitectura de Indonesia, que en los países en donde ha sido aceptado, el Feng Shui se ha convertido en una fuente de supersticiones y nociones no comprobadas, que se hacen pasar, en los planes de estudio de ciertas universidades de oriente, como principios científicos válidos de la arquitectura y del planeamiento urbano.

Nada puede sustituir a los principios estéticos y científicos del diseño arquitectónico y del diseño industrial, que se justifican gracias a incontables pruebas muy estrictas en cada una de sus recomendaciones. Los maestros del Feng Shui aprovechan, sin confesarlo claramente, los conocimientos del diseño para obtener buenos resultados en sus proyectos.

Colores verdaderos

Pero no sólo la posición de los objetos está influida por los conceptos del Feng Shui. Ahora se ha sugerido que también el uso de los colores aplicados en el medio ambiente va a tener efectos mágicos sobre las personas. Según los promotores del Feng Shui, Sarah Rossbach y Lin Yun, la adecuada coloración de estructuras, hogares y caminos, permitirá que las personas usuarias triunfen en la vida y no tengan problemas, ni accidentes en la carretera, ni malos estados de ánimo.

El rojo es así una fuente de energía estimulante, rechazando el chi malo. El púrpura inspira respeto; el amarillo representa y auspicia el poder; el verde inspira tranquilidad y frescura; el azul es un color triste (¿quién lo iba a decir?), de luto, y por lo tanto debe evitarse en las construcciones; el verde azulado significa la inocencia y la juventud. El negro propicia la profundidad pero también la depresión; el gris puede ser bueno o malo, ya que es el equilibrio, pero también la frustración. El color café es estabilidad. El rosa, alegría y romance (otra vez: ¿quién lo iba a decir?). El durazno… ¡causa divorcios!

Para llevar a cabo el diseño se usa una especie de nomograma o diagrama de cálculo1, un octágono llamado el mandal de Ba Gua, que según la orientación de los muros de una vivienda y del uso de la habitación proporciona automáticamente el color más adecuado.

Es posible usarlo en el tapizado de los muebles y en la elección de los colores de las cortinas.

Pero claro, los expertos en Feng Shui no se podían quedar conformes con eso. Lin Yun, creador de una rama del Feng Shui que algunos consideran “falsa”2, propone así usos terapéuticos fabulosos de los colores. Para curar el cáncer hay que mirar los seis colores verdaderos —¡cuidado con los falsos colores!— transmitiendo su secuencia auspiciosa de colores a las células afectadas. De las afirmaciones de Sarah Rossbach y Lin Yun se desprende que en una casa bien decorada ¡nadie se enfermaría nunca!

Feng Shui en el automóvil

El viaje cotidiano en automóvil ocupa cada vez más el tiempo de las personas que viven en las grandes ciudades. Por ello, los fengshuistas han dado algunas recomendaciones muy interesantes para aumentar el flujo del chi en los vehículos. Según Sky, colaborador de la revista Feng Shui World, para la protección y seguridad personales es conveniente llevar en el automóvil símbolos de longevidad que eliminen energías malvadas, peligrosas para la vida. Hay que exhibir el ideograma Sau de la longevidad. También sirve a este efecto el amuleto en forma de porrón, guaje o cantimplora de cáscara de calabaza llamada wu lou, la cual muestra la unión entre el cielo y la tierra. Conviene colgar del espejo imágenes de pájaros, sobre todo en parejas. Es bueno colocar el nudo místico que se puede hacer con cordeles de colores o chalinas.

En el tablero se debe pegar el amuleto del horóscopo Pa Kua, con una moneda china de oro. Si se va a viajar en una dirección desfavorable según el horóscopo chino y no hay tiempo de buscar una desviación o ruta alternativa, se recomienda sostener enfrente de uno una daga curva y moverla de izquierda a derecha tres veces, lo que rechaza la mala suerte proveniente de tres direcciones (es importante no hacer esto cuando el auto está en movimiento, yendo uno al volante, ya que puede causar un choque o atropellar a un peatón). Sky recomienda no exhibir la daga curva abiertamente, sino esconderla en la guantera del auto. De lo contrario, la policía detener al portador por cargar un arma no permitida.

También se recomienda llevar en la guantera plumas de pavo real en múltiplos de seis, las cuales mantienen alejadas a las personas de las malas intenciones contra su vehículo, por lo que son buenos sustitutos de los aerosoles de esencia de chile o pimiento irritante o los de mace. Pero, si ya lleva uno un impresionante puñal curvo en el compartimiento. ¿Para qué llevar unas plumas que no asustan a nadie?

En síntesis, una impresionante cantidad de precauciones, medidas y gastos basados en principios que seguramente requieren una convalidación más sólida y eficaz, trátese o no del “verdadero” Feng Shui.

 


Notas

  1. Un nomograma es un diagrama de escalas con el que se puede calcular gráficamente un cierto valor, resultado de unos parámetros de entrada.
  2. Véase http://www.fengshui.com.br/esp/spakua.htm.

Referencias

  • Carroll, Robert Todd. Feng Shui. The Skeptic’s Dictionary. www. skepdic.com.
  • Rossbach, Sarah & Yu, Lin. Feng Shui y el arte del color. Emecé Editores Argentina, 2001.
  • Sky. Travel safe with protective Feng Shui. World of Feng Shui Online Magazine (May/June 2003) http://www.wofs.com/fsw.php?load=arcview& article=512&c=miscellaneous.